#Resquicio

Hallé el resquicio que separaba tu cuerpo con el mío, ese hueco que quedaba entre nosotros, el vacío. Donde nuestras palabras se caían y desvanecían al mismo tiempo qué nos mirábamos.

Ese efímero instante era el que nos separaba, nos hacía distantes. Pero al mismo tiempo, esa distancia, otras tantas nos unía hasta el punto de llegar a fusionarnos y llegar a convertirnos en uno.

Ese resquicio cuando lo traspasamos y nos unimos, es el que nos hace sentir aún más vivos.

Ese resquicio es nuestro punto intermedio, nuestro punto de inflexión, el que nos hace decantarnos entre la fusión de nuestros núcleos en uno o la fisión de ellos en minúsculos átomos.

Y llegar a ser partículas en el aire sin ninguna conexión. 

En ese resquicio es el que en ocasiones nos salva de nuestro peor enemigo, qué incluso sin saberlo, somos nosotros mismos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.